• 4 enero, 2024

Día de los Reyes entre tradición, ilusión y realidad

Día de los Reyes entre tradición, ilusión y realidad

En el país cada quien tiene su forma entregar de juguetes, varios padres disertaron que se deben escribir mediante cartas las peticiones de regalos a Santa Claus, otros los solicitan a Los Reyes Magos, mientras que los demás optan por escribirle a la Vieja Belén.

Santo Domingo.-Pese a que muchos padres consideran que una de las celebraciones más importantes al inicio de cada año es es el tradicional Día de los Reyes Magos, otros aseguran que esta festividad dedicada con juguetes y regalos a los niños se ha ido perdiendo, entre otros factores debido a la incidencia que han alcanzado las redes sociales en este tiempo. Varias personas consultadas prefieren que sus niños se mantengan inocentes, inculcándole valores y que sus hijos disfruten la tradición como ellos la vivieron.Asimismo, consideran que a los niños hay que dejarles disfrutar su inocencia hasta cierta etapa de sus vidas porque de esa forma obtienen una formacion para ser en el mañana personas de bien. “Yo voy y compro mis juguetes, porque me gusta que sean inocentes, por eso yo llego con mis juguetes y sorpresa”, dijo Francisca Agüero. Agüero, quien estaba comprando juguetes para sus nietos, afirmó que “eso es maravilloso, ellos aún creen en Santa Claus y los Reyes Magos”. Al tiempo que comentó que a los niños hay que dejarle su vivir su niñez con una buena educación para que el día de mañana no se conviertan en delincuentes. Luego de las celebraciones de Año Nuevo, los padres inician con la compra de juguetes, las tiendas suelen observarse con muchas personas comprando los regalos para los más pequeños de la casa. “No me da miedo que ellos descubran que no existen los Reyes Magos, pero sí me da miedo otro tipo de situaciones, las malas enseñanzas y las cosas inadecuadas que se ven en las redes sociales”, expresó Rocío Montán. Peticiones de regalos En el país cada quien tiene su forma entregar de juguetes, varios padres disertaron que se deben escribir mediante cartas las peticiones de regalos a Santa Claus, otros los solicitan a Los Reyes Magos, mientras que los demás optan por escribirle a la Vieja Belén. Según contó Marileida Báez, que sus padres le inculcaron que a Santa Claus y los Reyes Magos había que dejarles un cigarrillo, galletas, leche, y yerbas para los renos; en agradecimiento por los regalos. A pesar de que los padres de Marileida le enseñaron que los Reyes Magos y Santa Claus existen y que venían cargados de regalos, ella comentó que su hija sabe que ella es la que compra los juguetes, por lo que ella se los pide directamente a ella y no a los Reyes Magos. Mientras que Elizabet Ramírez, relató que su pequeño tiene apenas 4 años y él le pide los juguetes a ella misma. Otros padres aseguran que en estos tiempos han cambiado y dicen que ya no hay niños, que ellos saben que son ellos mismos quienes compran los juguetes y que no perderán el tiempo haciéndole creer en estos personajes. “Ellos saben que soy yo que compro los juegos, eso de Santa Claus y Reyes Magos, ellos no creen en eso”, dijo Bladimir Santos, quien desde ya está comprando los juguetes de sus hijos. A pesar de que varios padres consultados no están de acuerdo con las tradiciones e inculcarles a sus hijos que los Reyes Magos, Santa Claus y la Vieja Belén existen, afirman que sí están de acuerdo en que a los niños hay que darles una buena educación y no comprarles juguetes que inciten a la violencia. “Le exhorto a los padres a que estén pendiente de sus hijos que tienen tablet y celulares, que estén pendiente a los que ellos hacen en esos dispositivos, es mi mensaje”, culminó Montán. Entre regalarle una Tablet o una muñeca a su hija, ella decidió que es mejor regalarle una muñeca. Cabe destacar, el día de los Reyes Magos se celebra cada 6 de enero en varios países, con la finalidad de recordar la adoración al niño Jesús por parte de los tres Reyes Magos. Se recuerda, que el origen del día de los Reyes Magos viene desde la Biblia, donde narra la visita de los Magos del oriente entregando ofrendas, oro, incienso y mirra que recibió el Niño Jesús. Además, se celebra el 6 de enero porque la adoración de los Reyes Magos se produjo 13 días después del nacimiento de Cristo, lo que marca el inicio de la Epifanía, es decir, la aparición y manifestación del hijo de Dios al mundo entero.